TRADUCTOR TÉCNICO: 5 RAZONES, OPTAR POR PROFESIONALES TRADUCTOR TÉCNICO: 5 RAZONES, OPTAR POR PROFESIONALES

TRADUCTOR TÉCNICO: 5 RAZONES POR LAS QUE OPTAR POR SERVICIOS PROFESIONALES

La traducción técnica, ¿qué es?

La traducción técnica se refiere a las traducciones de textos de ingeniería y de ciencia.

También se puede tratar de una traducción especializada, por ejemplo un testamento o un videojuego.

En términos más generales, las traducciones técnicas hacen referencia a la traducción de un manual de purificador de aire, un informe de reparación de un coche o un documento sobre la construcción de un hospital por ejemplo.

En este artículo, veremos cinco razones por las que optar por servicios profesiones para llevar a cabo una traducción técnica.

TRADUCTOR TÉCNICO

I – Uno de los aspectos más importantes: una buena comprensión del texto

Este primer punto puede parecer una obviedad, pero para traducir este tipo de documentos, el traductor técnico debe estar acostumbrado a dicho campo, sino especializado en este mismo.

De hecho, existen diferentes elementos que deben considerarse y que solo un profesional puede conocer y dominar. En primer lugar, hay que ser consciente de las disparidades y de los contextos culturales entre el idioma original y el idioma de destino. Por ejemplo, si hace falta convertir las unidades de medidas al sistema métrico en el caso de textos ingleses, si la toma de corriente y las normas son iguales o no…

Es imprescindible conocer todos estos aspectos para hacer una traducción de alta calidad y fiel al original y se requiere traductores técnicos que tienen un conocimiento profundo de las normas y costumbres en los idiomas que dominan.

Al empezar una traducción técnica, el traductor debe darse cuenta si el contexto está bastante comprensible para el lector. Es decir, el traductor tiene que ver el documento con perspectiva si el contenido lo requiere.

En específico, si el texto contiene una instrucción ilógica o inapropiada, o un error, o si está anticuado, el traductor es libre de intervenir y adaptar el texto tras haber avisado al cliente. Si no hay una comprensión perfecta del contenido del texto original, es imposible de llevar a cabo une traducción técnica precisa y profesional.

Otro aspecto a tener en cuenta es que las avanzadas en el ámbito tecnológico progresan a un ritmo desenfrenado, y esto hace que los traductores deban tener siempre un conocimiento actualizado.

En Migralingua, contamos con traductores técnicos profesionales, experimentados y especializados en todos los ámbitos e idiomas para garantizar una traducción técnica de alta calidad y respetuosa de la cultura de cada uno.

II – Una terminología muy específica

Un solo fallo de traducción podría causar una mala comprensión por parte del lector y por lo tanto un uso inadecuado del aparato que ha comprado. Eso podría llevar a consecuencias nefastas para la fama de tu empresa o negocio.

Por estos aspectos esenciales, es imprescindible que la traducción sea lo más precisa posible para la salud y la seguridad del usuario. Las herramientas de traducción automática que se puede utilizar en línea no tienen esta precisión y especialización que tienen los traductores técnicos profesionales.

Además, no están desarrolladas para llevar a cabo traducciones de alta calidad.

Fiarse en estas herramientas siempre conducirá a múltiples fallos de traducción, y por lo tanto a instrucciones de seguridad inexactas. ¡Tendrás que sufrir las consecuencias de esos errores si prefieres utilizar un traductor automático en vez de un traductor técnico profesional que lleva años de experiencia en su campo de especialización! (Veremos más detalles sobre la traducción automática en la última parte).

De hecho, tus clientes pensarán que no tienes una consciencia profesional para un trabajo bien hecho y ¡no van a confiar más en tus productos! Además, si un traductor tiene algún tipo de duda, o si necesita aclarar una cosa sobre las instrucciones o sobre el producto mismo, preguntará directamente a la empresa encargada del aparato para evitar hacer error de traducción o imprecisiones de léxico.

Con nuestros traductores técnicos no tendrás este tipo de problema

En efecto, tienen a su disposición una infinidad cantidad de glosarios técnicos, que han adquirido después de años de experiencia en su campo de trabajo, de diccionarios específicos y bases de datos que no pueden poseer las herramientas disponibles en el Internet.

III – Una revisión profesional por otro traductor técnico

Ya hemos hablado de la importancia de una comprensión clara y perfecta del documento original, que pasa por un buen conocimiento de los términos específicos al campo determinado y del ámbito cultural de los idiomas de origen y de destino.

Sin embargo, existe otro aspecto necesario a la realización de una traducción técnica de buena calidad: la revisión por un segundo traductor técnico. Citando la Dirección General de Traducción de la Comisión Europea, la revisión “es la comparación de una traducción con su original a fin de señalar o corregir posibles diferencias, tanto en su contenido como en su presentación formal.”

Por supuesto, es imprescindible controlar varias veces que los términos específicos se han traducido de manera lógica en todo el texto y en cuanto al resto del documento, que el estilo es el mismo a lo largo de la traducción, que el traductor no ha olvidado traducir unas palabras o una parte entera del texto original, etc…

También hay que comprobar que el traductor ha usado el glosario de términos proporcionado por el cliente si es el caso. A veces, puede pasar que cada empresa tiene una preferencia por un tipo u otro de léxico, lo que hay que respetar siempre.

Por estos aspectos, el revisor tiene toda su importancia

Cada fallo, errata, error tipográfico o de datos que se haya escapado al ojo del traductor técnico será visto y corregido por el revisor. Para resumir, el papel del revisor consiste en comprobar de nuevo la exactitud de la traducción y de los términos utilizado y de mejorar la fluidez del texto de destino y su estilo. Por lo tanto, es fundamental que dos traductores técnicos trabajen juntos y comuniquen entre ellos mismos.

¡Dos avisos valen mucho más que uno solamente!

IV – El traductor técnico tiene una formación profesional y/o estudios universitarios

En efecto, para hacer una traducción técnica de buena calidad, el traductor técnico tiene una formación profesional y/o estudios universitarios. Por un lado, puede ser un ingeniero aeronáutico, mecánico, industrial, etc. que se ha convertido en un traductor técnico, en un ámbito que domina perfectamente y en cual tiene muchísimos conocimientos.

Por otro lado, puede haber estudiado una carrera y/o un máster de traducción, técnica o no, y luego haberse especializado con el tiempo en un campo que le apasiona y en el que se siente muy cómodo.

Tras estos estudios y los años de experiencia en el sector de la traducción, el traductor técnico habrá desarrollado la competencia traductora, que se explica muy bien por el grupo PACTE, un grupo de investigación sobre la traducción escrita.

Esta teoría se puede resumir en seis subcompetencias:

– la competencia comunicativa en las dos lenguas.

Es decir, los sistemas subyacentes de conocimientos y habilidades necesarios para la comunicación lingüística, la comprensión en la lengua de partida y la producción en la lengua de llegada;

– la competencia extralingüística.

Se trata de los conocimientos acerca de la organización del mundo en general y de ámbitos particulares. Es imprescindible en traducción técnica;

– la competencia de transferencia o traslatoria.

Es la capacidad de recorrer el proceso de transferencia desde el texto original a la elaboración del texto final según la finalidad de la traducción y las características del destinatario;

– La competencia psicofisiológica

Consiste en tener la habilidad de aplicar los recursos psicomotores, cognitivos y actitudinales;

– la competencia instrumental/profesional.

Se relaciona con los conocimientos y habilidades relacionados con el ejercicio de la traducción profesional. Es decir, saber documentarse, saber utilizar las nuevas tecnologías, conocer el mercado laboral, etc;

– la competencia estratégica

Son los procedimientos conscientes e individuales utilizados por el traductor técnico para resolver los problemas encontrados en el desarrollo del proceso traductor en función de sus necesidades específicas.

Siempre según ese estudio y las hipótesis de trabajo de PACTE, la interacción y jerarquía de las subcompetencias puede variar por diferentes razones: la combinación lingüística (si es una lengua común, el traductor técnico no tendrá muchas dificultades para encontrar recursos en línea por ejemplo, mientras que si se trata de un idioma menos común, un trabajo más profundo y más largo será necesario para comprobar la terminología, etc…), la especialidad (el campo técnico), el grado de experiencia del traductor y el contexto de traducción (encargo, tiempo, etc…)

Sabiendo esos elementos, no queda ningún dudo sobre el hecho de optar por servicios profesionales cuando se trata de una traducción técnica. Los traductores técnicos con experiencia ya han adquirido la competencia traductora mencionada más arriba.

traductor técnico

V – La deontología del traductor técnico profesional y la diferencia con las nuevas tecnologías

El traductor técnico profesional es sobre todo una persona con un profundo respeto por sí misma y, por lo tanto, por su trabajo. El traductor profesional nunca aceptará traducir un texto técnico en otro idioma que su lengua materna ya que es consciente de sus límites y siempre busca la perfección y una calidad de lo más alta.

Puede traducir textos técnicos en varias combinaciones lingüísticas pero siempre en la misma dirección: su lengua materna. El traductor profesional no traducirá documentos que son fueras de su campo de especialización.

Cada traductor tiene su especialización y no quiere robar el trabajo de un compañero que es más cualificado que él. Respeta al cliente, a su profesión, a sus compañeros y a sí mismo. El traductor técnico no modifica el texto en ninguna forma, no cambia elementos ni borra frases o palabras.

Si tiene algunas dudas, lo debe preguntar a su cliente, pero no puede encargarse de tomar decisiones sobre un texto que no es suyo. Además, para hacer una traducción técnica en las mejores condiciones posibles, el traductor profesional no aceptará una traducción considerable en un plazo muy reducido.

No es una maquina o un robot, no puede traducir más de 2000 palabras nuevas al día a la vez de tener una eficacia y una calidad de traducción y de redacción irreprochable. Traducir no es producir, y el traductor técnico es perfectamente consciente de eso.

Por encima, un traductor técnico con más de cinco años de experiencia traduce en general 250 palabras por hora, así que no hace falta decir que un traductor novato tendrá un ritmo más lento. Hay que tener en cuenta que el traductor es un ser humano, que tiene sus necesidades. Si trabaja más que ocho horas al día, habrá repercusiones en su traducción técnica por culpa del agobio, de la falta de concentración, etc…

Todos estos aspectos representan el código ético de un buen traductor técnico que tiene una gran consideración para su profesión y sus compañeros traductores.

Existe un elemento que tiene cada vez más su importancia en el ámbito de la traducción técnica:

Las nuevas tecnologías y las herramientas de traducción que podemos encontrar en el internet cómo Google Translation, Yahoo Babel Fish, Reverso, etc…

traductor técnico

Se puede ciertamente afirmar que aquellas tecnologías no valen en absoluto el profesionalismo de un traductor técnico.

Estas herramientas son muy limitadas para una traducción técnica: ignoran numerosos aspectos del texto original y una gran cantidad de factores que solamente un cerebro humano formado para traducir de una manera profesional puede tratar.

Por ejemplo el estilo del documento, el campo de especialización, la terminología, las diferencias culturales, el contexto, etc…

No pueden tomar en cuenta ni entender las sutilezas de cada idioma. En ningún caso la traducción automática puede reemplazar o competir con los traductores técnicos profesionales. Aunque a primera vista pueda aparecer como una manera de ahorrar dinero o ganar tiempo, se repercutirá siempre sobre la calidad de la traducción y por lo tanto sobre la fama de su negocio o empresa.

Ahora, sabiendo esto, esperamos que tengas una visión diferente sobre el trabajo de un traductor técnico y que no dudes más en optar por servicios profesionales para llevar a cabo una traducción técnica para tu empresa. Es tan importante para la fama de tu negocio y para un trabajo bien hecho como para los traductores técnicos competentes y profesionales que hacen su trabajo de todo su corazón.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *